jueves, 26 de junio de 2014

El discurso de ULEG en el debate sobre el estado del municipio

Os paso el texto que fue la base de nuestra primera intervención en el debate del estado del municipio:


En estos tres años han sucedido muchas cosas en nuestra ciudad. Para los que gobiernan son más las positivas que las negativas, achacándose las malas a la Oposición y, por supuesto, las buenas a su gestión. Y justo al revés piensa la Oposición.

Bien, podríamos entender que todos juegan, jugamos nuestro papel. Es lo que tiene la pluralidad política, valor supremo de nuestra Constitución. La verdad podrá ser una, pero son múltiples los prismas por donde enfocarla o llegar a ella.

Pero mientras las opiniones son y han de ser variadas y, por esencia, subjetivas e interesadas, los hechos nos ayudan a ver la realidad con más objetividad. Nos permiten analizar los fenómenos políticos y las actuaciones de nuestros gobernantes y enjuiciarlos con una base sólida.

¿Y cuáles son los hechos de estos tres años de mandato?
El alcalde, en un debate del estado del municipio anterior, justificó que no se estaba haciendo gran cosa en Leganés y que entendía que los propios ciudadanos creyeran que el ayuntamiento estaba parado, porque los primeros años estaban siendo de preparación. Utilizó el símil del libro, el escritor, refiriéndose al propio Jesús Gómez Ruiz, se estaba empapando primero de aquello de lo que tenía que escribir, se estaba organizando mentalmente para la tarea y poniendo la imprenta a engrasar para, cuando estuviera todo a punto, redactar ese libro, ese Leganés, con soltura, seguridad, eficacia y eficiencia. Hoy dice que ha cumplido el 79% de ese libro y no hemos podido hacer más que sonreir.

Tres años después hemos visto que ese escritor se ha quedado sin papel, sin tinta, sin pluma, sin inspiración, sin ganas y, lo que es peor, sin excusas.

Seguramente haya un Leganés en su imaginación, con proyectos y ensoñaciones, fórmulas magistrales…, pero como esos lectores que nunca pasan de las primeras páginas del Ulises de Joycee, este escritor, el alcalde de Leganés, ha sido incapaz de redactar ni una sola línea, ni derecha, ni izquierda, ni mucho menos centrada.

Sí, en realidad, solo hay un libro en blanco donde encontramos muchas anotaciones en varios post it en el lateral. Alguno de esos post it dice que un capítulo no se ha podido escribir porque la crisis y la herencia dejada por los anteriores lo impedía y que suficiente era con sobrevivir. También cuenta ese post it que Leganés es un avispero de izquierdistas muy peligrosos, donde sus asociaciones y entidades de todo tipo son satélites de la antigua URSS y que sólo dialogar con ellos o buscar entendimientos es mostrar concesiones a un peligro para el orden social.

En otro post it se refleja que la comunidad de Madrid, esa en la que si coincidían gobierno del mismo color político en ayto y ejecutivo regional se lograría que todo fluyera como la seda, se ha metido en proyectos que han salido rana, como Eurovegas o JJOO y han hecho que se olviden de los municipios, donde claro, como ahora casi todos son del PP, ya no se puede hacer tanto favoritismo con ellos como antes.

En otra nota al pié y para excusar que otro capítulo se va a quedar blanco nos encontramos con un texto manuscrito por el propio Jesús Gómez donde manifiesta que no ha encontrado la colaboración de los funcionarios y trabajadores del ayuntamiento, que la mayoría o trabajan para el enemigo, o no saben de qué va esto de la administración, no le entienden y, sobre todo, le protestan demasiado cuando les propone sus grandes planes para Leganés. “Cumplir la ley es demasiado engorro”, apostilla con letra gótica el alcalde en su nota. “Lo mejor que he hecho ha sido mover el banquillo de los concejales y a los técnicos. No me ha servido de mucho pero he dejado claro que el que manda soy yo, y eso la gente seguro que lo aprecia porque en el fondo a los ciudadanos les gusta un gobernante autoritario”, destaca el alcalde en una explicación al margen.

Y en el post it más grande, con letras en mayúsculas y con varios papelitos separadores nos encontramos con una especie de novela paralela, unas memorias ocultas que sí ha escrito el alcalde, pero que no son presentables para la editorial, llamada Leganés, ni para el gran público, llamado leganenses, pero al que se agarra como libro de cabecera para intentar ver si en una de estas lo cuela.

En ese post it gigante no hay ni una autocrítica, ni un reproche a su propia gestión. Vemos una letanía de culpas ajenas y de chivos expiatorios: La Oposición le ha bloqueado, los socialistas y comunistas han dejado Leganés como un solar, con una deuda millonaria, y los independientes no han hecho más que reventar mis planes. ¿Pero quiénes son estos y en especial los que se denominan el partido vecinal para chafar los grandes proyectos que tengo para Leganés? ¿No se dan cuenta de lo bueno que es el convenio con el Canal y de lo que nos dan ahora? ¿Qué importa el futuro? ¿y qué sabrán ellos de números? ¿Por qué se niegan a que pidamos un préstamo a los bancos de 15 millones de euros para hacer auditorios y centros de artes marciales? ¿Por qué protestan cuando quiero llenar Legatec de almacenes? ¿no se han dado cuenta de que la tecnología que vale es la que yo diga y que lo de la I+D+i es una reliquia del colectivismo a extinguir, perdón eso se refería a la seguridad social? y ¿A quién se le ocurre no aprobar lo que yo, el alcalde, D. Jesús Gómez Ruiz, presento a los plenos?

Encima, escribe el alcalde en cursiva, “me hablan de negociar. ¿Qué es eso de negociar cuando con la Ley de Grandes Ciudades hago lo que quiero y lo que no me deja ya me busco yo las mañas para sacarlo adelante o por las buenas o por las malas a través de mi JG donde solo estoy yo y mi PP? Negociar es mostrar debilidad, y yo tengo el bastón de mando. El pleno ya no sirve de nada, ¿qué importa que exista una mayoría que diga otra cosa?. El ayuntamiento soy yo, les guste o no.


Por eso, hoy el alcalde, responsable y cabeza del actual gobierno del PP de Leganés, nos ha vuelto a hablar de su libro, el mismo de siempre, el de los últimos años e incluso el que ya se adivinaba cuando era portavoz en la Oposición. Es un libro anodino, que ilusiona poco, con mucha retórica, pero sobre todo con mucho humo, pocas ideas, cosas insustanciales y fantasías. Es un libro que, como en los sueños, está lleno de párrafos inconexos, con pasajes oníricos, fragmentado, contradictorio, embadurnado de elementos directamente imaginarios. Si hay algo real, ya se encarga de poner al lado un espejo distorsionador. Fíjense que el gran mérito que vende es haber cambiado una señal de tráfico en la avenida de Fuenlabrada.

Pocas cosas generarán en 2015 más rechazo al lector, al vecino, que esta obra remendada a sí misma, sin orden ni concierto, sin hilo argumental, deslabazada, pero eso sí, con una portada bien ilustrada y con ribetes de oro, pagada a crédito, pero de eso ya se darán cuenta los lectores cuando durante 15 años o más los ciudadanos de Leganés van a tener que pagar los caprichos de última hora de este escritor tan peculiar.


Por todo esto, cuando los vecinos de Leganés ya han visto y comprobado en sus propias carnes en qué ha consistido la labor de este escritor-alcalde, ¿creen que en el último debate del estado del municipio que va haber en esta legislatura merece la pena hablar de los desatinos del sr. Gómez y de su gobierno?

¿Gana algo la ciudad y los leganenses si nos recreamos en la decepción y el engaño a propios y extraños?
¿Lo que han hecho en Leganés es para lo que vinieron al ayuntamiento?
¿Para esto han traicionado la voluntad de sus votantes y de todos aquellos que esperaban un cambio después de más de 30 años de socialcomunismo o paleoizquierda como ustedes lo llamaban?

Recuerden que el PP, que ganó las elecciones, si bien no con mayoría absoluta aunque sí gobiernan de manera absolutista, fue el vencedor de los comicios municipales con estos contundentes argumentos:

1) Prometiendo que bajarían los impuestos. ¿Pero han bajado los tributos de alguien? Por supuesto que no los estatales, como el IVA o el IRPF, pero qué me dicen de la tasa de basura industrial o de la contribución que pagan empresas, naves, pymes...

2) Ganaron las elecciones prometiendo que reducirían el paro. ¿Dónde están los 15.000 empleos en Legatec? ¿se acuerdan de Coca Cola y El Pozo? Sí, se han abierto macdonalds y tiendas de compro oro, también algún puesto de castañas asadas, pero nos da que insuficiente para rebajar el paro. Es más, decía el señor Gómez como argumento electoral que había que votar al PP porque 17.000 parados son demasiados. ¿Y qué les parece los 17.885 de ahora?

3) Ganaron las elecciones prometiendo que acabarían con el enchufismo. Lo que no dijeron es que se había acabado el enchufismo, sí, pero para los otros, porque para los suyos empezaba su momento. Ahí tienen a los cargos de confianza, a los directores generales, a los que trabajan en contratas municipales, a las multinacionales de reciente implantación… Pero esto ahora no se llama enchufe, se llama selección por mérito y capacidad. Claro, igual que antes, pero como lo hacen ustedes, ya está bien.

4) Ganaron las elecciones prometiendo que habría tolerancia cero con la corrupción y se actuaría con transparencia. En este punto no me voy a detener mucho, porque es cuando se pone el alcalde muy nervioso, empieza a interrumpirme y no sé cómo, terminamos siendo expulsados del pleno. Hoy hay otro presidente, así que este turno confío en agotarlo, solo diremos que mientras redactaba este discurso y esta mañana al oírle tuve una amarga sonrisa al comprobar cómo y en qué quedaban todas las promesas de regeneración, eficacia, transparencia, servicio público y cambio que se habían ofrecido a los vecinos. Papel mojado una vez más, como las comisiones de investigación que sigue bloqueando o esa auditoria que ahora descubre que no vale para nada.

Es esa sensación de legislatura tirada, defraudada, agotada, perdida. En la que sabes muy bien quién la ha echado a perder, pero no por eso dejas de sentirte responsable. Seguro que algo también hicimos, hemos hecho y haremos mal, pero, si somos francos ¿Han visto ustedes un fiasco político mayor que el representado por este gobierno, por este PP que hay en Leganés y por este alcalde?

Hoy lo fácil sería hablar de sus ataques a la educación pública, a los servicios sociales, la subida de tasas de escuelas infantiles,  los cierres de los colegios Verbena y Valle Inclán, de la clausura del servicio de urgencias de La Fortuna, de los comportamientos despóticos y nepóticos del alcalde y su gobierno, de cómo vulneran los derechos fundamentales de funcionarios y de ediles de la oposición.

Podríamos hablar del nefasto estado general de las calles del municipio, de la cantidad de pleitos u ocasiones que se pierden por la manera chapucera de hacer las cosas.

Podríamos hablar de que es un gobierno enfrentado a la sociedad civil, ya sean asociaciones de vecinos, grupos políticos, peñas, feriantes, sindicatos, medios de comunicación, hasta promotores de concierto… Un gobierno que ha multiplicado por dos la deuda, pero que ha reducido a la mitad la calidad y cantidad de los servicios públicos que se prestan.

Un gobierno que no ha cumplido ni algo tan simple como encargar una auditoría de las cuentas. Así puede manipularlas a su antojo. Un gobierno que ha dejado a la ciudad hasta sin encierros, sin atracciones en las fiestas, sin profesores que quieran acudir a sus propios homenajes, sin terreno público que no esté destinado a la especulación y el lucro particular de unos pocos como el colegio concertado de Arroyo Culebro o el gimnasio privado de Vereda de los Estudiantes.

Podríamos hablar de cada concejalía, y de cada barrio de Leganés al que no se le puede mirar a los ojos por cómo los están dejando Bueno, algo hay que reconocerles. En esto sí han sido justos e igualitarios: La Fortuna, Leganés Norte, El Carrascal, Santos, Batallas, San Nicasio, Solagua, Ensanche, Vereda, Valdepelayo, Arroyo Culebro, Descubridores, Escritores, Centro… están todos igual de abandonados.

Pero no, no quiero hablar de ustedes, porque ya los propios ojos de los vecinos pueden ver el fruto de su gestión cada mañana al levantarse. Hoy quiero hablarles del mañana. De un futuro muy próximo que los leganenses pueden construir, no solo cambiando de escritor, de libro, de pluma o de tinta, sino porque los propios vecinos sean los autores de esa gran creación que guarda dentro de sí Leganés.


Leganés necesita un vuelco, una sexta velocidad y un nuevo rumbo para poner a nuestra ciudad donde se merece.

Hoy ciertamente es el último debate del estado del municipio, pero el primer discurso de investidura del nuevo gobierno que habrá en Leganés en menos de un año. Un nuevo gobierno, con una nueva forma de hacer política.

Y cómo los vecinos gobernarán Leganés. Pues con ideas y propuestas. Realistas, pero ambiciosas.

¿Qué propone ULEG, por ejemplo? Y solo daré retazos de algunas propuestas:

-Un plan de reactivación económica que pasaría por impulsar la rehabilitación de edificios, de fachadas, la instalación de ascensores y la eliminación de barreras arquitectónicas. No sólo generaríamos empleo, se obtendrían ingresos para las arcas públicas vía tributos,  mejoraríamos la calidad de vida de los residentes, en especial de los mayores, y revalorizaríamos esos pisos y esos barrios, sino que además reactivaríamos un sector como el de la construcción en su parte más humanizadora y no especulativa. Sería un plan con corresponsabilidad, porque los propios dueños de los inmuebles afrontarían una parte de la obra, si bien con el apoyo económico y financiero del ayuntamiento, bien por sí mismo, bien gestionando las subvenciones que a escala nacional o europea se destinan para estas actuaciones.

-         Habilitaríamos las pistas de colegios e institutos para que ningún equipo de Leganés se tenga que ir fuera de nuestra ciudad para poder competir o practicar deporte base.

-         Reutilizaremos la ahora congelada Fundación para el Deporte para que impulse los patrocinios privados y sea un interlocutor que haga equipo entre administración, clubes, deportistas, aficionados y empresas.


-         Nos centraríamos en obras que no superaran los 300.000 euros, fijándonos en las necesidades básicas de cada barrio sin buscar ninguna obra faraónica con la que cortar cintas o buscar titulares.

-         Implantaríamos el carné pepinero como una tarjeta de servicios que conectaría a los leganenses con los centros de ocio, bibliotecas, tiendas…, para obtener descuentos, ventajas, impulsar el pequeño comercio.


-         La propuesta que más nos gusta y que además es gratis: Ser transparente. Desde publicar los presupuestos, la cuenta general del ayuntamiento, acuerdos de pleno y JGL y todos los documentos de interés en la web, a los sueldos, la formación o trayectoria profesional de los concejales y cargos políticos. No estamos hablando de nada extraordinario, es lo que hacemos en ULEG en nuestra propia página web.

-    Potenciaremos la OMIC para que sea un lugar de referencia y asesoramiento para los consumidores y afectados por el comportamiento de las empresas, incluido bancos. ULEG ha estado y está ayudando a los estafados por las preferentes o pidiendo que a los vecinos se les devuelva lo pagado por el ilegal euro por receta, pero esa política de alianza con los vecinos la debe hacer suya la propia institución, el ayuntamiento como casa de todos, en especial de los más desprotegidos.


-         Antes de fantasear con nuevos planes de Urbanismo, se elaborará ese estudio programado, presupuestado y propuesto por ULEG pero que nunca se ha hecho, que es el que analice la situación inmobiliaria de Leganés, los pisos y locales vacíos o infrautilizados, los alquileres, los precios, las necesidades de la gente, las tendencias del mercado. En un tema tan sensible y comprometido no se pueden dar palos de ciego. Con 200.000 euros podríamos ahorrar a la ciudad millones.

-         Se debe manejar un concepto, el que sea, pero uno de seguridad ciudadana. Nosotros creemos en una concepción amplia, donde también se atienda a los elementos sociales y a las deficiencias que están detrás de ciertos comportamientos incívicos. La policía municipal ha de ser de proximidad y debe ser la aliada de nuestros comercios y vecinos.


-         Nada mejor para favorecer la puesta en marcha de negocios que subvencionar o suprimir la tasa de apertura de los mismos en este periodo de crisis. La merma de ingresos sería infinitamente menor a las posibilidades de creación de empleo y riqueza que puede lograr el convertir a Leganés en un foco para la implantación de los emprendedores y pequeños negocios.

-         A los jóvenes hay que darles una oportunidad laboral. No solo con cursos más adaptados a la realidad del mercado para facilitar su incorporación, sino con la firma de muchos más convenios. Leganés ha de ser un polo para atraer trabajo, ya sea con el autoempleo o con la creación o la llegada de empresas. Y esto se consigue con los concejales de empleo pisando más la calle y menos la moqueta.


-         Es esencial suscribir un Pacto Vecinal, un acuerdo programático con el tejido asociativo de Leganés. El futuro pasa por gobiernos coparticipados, transparentes, cercanos, que oigan, sientan y atiendan las necesidades vecinales. Hay que facilitar la participación, que ha de ir acompañada de codecisión. El establecer un referéndum para que los vecinos se sientan partícipes y prioricen en las obras que han de hacerse en sus barrios podría ser uno de esos mecanismos entre otros muchos.


En definitiva, y ya concluyo, un debate del estado del municipio debe ser la ocasión ideal para contrastar ideas, proyectos, alternativas. Tampoco hay que estigmatizar la confrontación política, la dura crítica, imprescindible en una sociedad democrática. Estamos ante la cámara de representación de los vecinos y debemos representarles lo mejor posible para evitar ese desencanto con la política que conduce a tantos ciudadanos a la abstención. Reconocemos que esta legislatura ha sido una oportunidad perdida de la que nos sentimos corresponsables. Y no queremos señalar culpables, porque demasiado obvios son.

Por eso nos gustaría que hoy se marcara en la pared municipal unas líneas maestras para un futuro que ya es presente, porque el cambio es imparable. Todos, de una ideología o de otra, de una sensibilidad u otra, debemos saber abstraer lo sustancial de lo accesorio. El mínimo común múltiple ha de ser el respeto a los derechos y necesidades humanas más básicas. Esos derechos que dice el profesor Ignatieff que son “la redención del poder. Si no los respetamos no seremos gobernantes, solo seremos meros detentadores del poder”.

En ULEG estamos seguros de que se está acabando la época de los detentadores del poder. Llega el de los verdaderos gobernantes, aquellos que saben escuchar y dar a sus vecinos el protagonismo que reclaman y merecen. No lo duden, es imparable. Los vecinos gobernaremos Leganés.

19 comentarios:

Anticipa_Vecinos dijo...

Dimisión, señor Delgado. No le queda más salida ni a usted ni a Unión por Leganés



http://anticipa-vecinos-leganes.over-blog.es/article-se-or-alcalde-satisfaccion-y-verguenza-en-leganes-123973495.html

Ruf. dijo...

Inmerecidamente todo eso es hoy secundario, su desafortunado comentario se lleva todos los focos.

Ruf.

Hombre sencillo dijo...

Frikis, frikis....Buena pareja la formada por Anticipa and Ruf. Son la voz de su amo...ja,ja,ja. No se pierdan la gira que estoy preparando. Tienen un espectáculo cómico-político con el que no se puede contener la risa.

Piden la dimisión a Delgado...¿ Por qué? ¿ Ha faltado a la verdad?

Quien debe dimitir es uno que presumía de profesional y preparado y ha resultado ser más chapuzas que Pepe Gotera y Otilio. Alguien que está cobrando de los ciudadanos para aprender...Cosa imposible pues un vanidoso , sin motivo, no puede aprender NADA.

Boinas, márchate so paquete. Deja de vivir de nuestro sudor.

Saludos

Ruf. dijo...

Simpleeeeeee, la grasa, que vas muy guarro.

Vaya, vaya, tu ídolo virtual, Delgado, noqueado por una rubia, quizás de bote, en una conversación de verdulería además, ja, ja.

Igual de inepto que tú, je, je.

Es que los Azulones sois así, gentecilla de tres al cuarto.

Ruf.

Hombre sencillo dijo...

Ruf Carpanta:

Perdona, pero los chándal que compro en Loranca van muy limpios ja,ja,ja. No como tus dedos...de un amarillo que provoca nauseas.

¿ No estabas por Torrevieja? Ten cuidado. Ya no tienes bares que te fíen...jo,jo,jo

Estos peperos se creen que somos tontos. El hacer un "Cañete" no les va a funcionar. Demasiado buenos son estos chicos de Uleg. Otros irían a saco...Y la gente del pueblo les aplaudiría. Ya estamos hartos de los sermones HIPÓCRITAS de los impopulares. Un grupo donde es muy habitual las llamadas familias desestructuradas y encima nos quieren dar lecciones. Más prudencia, señores.

Les dejo, estoy cerrando una actuación para Anticipa and Ruf en Cebollas de abajo...Ya les podía contratar el amo. Pero a mí me boicotea je, je,je. Es lo que tiene el sectarismo.

Saludos.

Ruf. dijo...

JE, JE, SIMPLE, buenas paellitas que se come el tío Ruf., a salvo del cutrerío de otros lares, je.

Tu ingenio para hacer fichajes es único, la gorda lola, el delgado, mete patas de tres al cuarto.

Ya está funcionando, ya, con estos antecedentes ¡PUEDE ASPIRAR A ALCALDE¡, no, no puede.

Sería de vergüenza ajena.

Menudo titular, el insultador de ULEGANÉS,... malo, malo.

Y eso que como la moza es pepera no ha salido todo el marujerío del psiu en tromba.

Ya puede irse buscando acomodo como el rubalcabra, solo que este aún no ha pasado de concejal de pueblo.

POBRE LEGANÉS, menos mal que tenemos de Alcalde al benemérito Don JESÚS.

Ruf.

Anónimo dijo...

¿Qué dicen esas pegatinas que, según ULEG, ponen los del PP en los centros municipales?
Se queja Delgado de lo que denomina campaña mediática contra él y su partido, y afirma que lo que menos le importa al PP es la dignidad de la mujer.
Delgado parece que no es consciente de que las meteduras de pata tienen consecuencias en política y le están llegando. No basta con decir "Perdón, me he equivocado, no volverá a ocurrir", curiosamente, utilizando la misma fórmula del rey Juan Carlos cuando lo del elefante, con la diferencia de que el rey no intentó justificar su error apelando al contexto, ni echando las culpas al elefante.
Eso de que no volverá a ocurrir me parece que en Carlos Delgado no pasa de ser una frase retórica, pues, en vez de mantener un prudente silencio en espera de que amaine el temporal, ya está exigiendo responsabilidades porque le dicen machista. Ya veremos en el próximo pleno por dónde sale.

Hombre sencillo dijo...

Hola:

Si las meteduras de pata tuvieran consecuencias en política, cosa deseable, el PPSOE no existiría. La mayor parte de sus dirigentes no saben hacer otra cosa...Han trabajado mucho para arruinar España. Un país donde hay niños que pasan HAMBRE mientras tenemos dirigentes con varios sueldos públicos...¿ Verdad, "luchadores" contra el machismo?

¡ Qué cinismo! Se van a envenenar ellos solos...¡ Qué asco de políticos ineptos y chupones! Miraros vuestras miserias antes de tirar la piedra, cínicos.

Rufito, lo tuyo no es la paella. Tú eres mas de olla podrida.

Benemérito dice el pollo...jo,jo,jo. Y no se sonroja. Normal su cutis está macerado en alcohol.


Uleg, vosotros a servir al ciudadano. Que para éso os hemos votado. A los mediocres chupones ni caso...Vergüenza les tenia que dar vivir del sudor ajeno y no hacer nada por los vecinos. Ni los de antes y menos los de ahora.

Les dejo, estoy informándome sobre la Sicav de Dª Rosa. Sicav que llenaban con el dinero de nuestros impuestos...

A los niños los podemos dejar hambrientos, lo de España es escandaloso, pero a los políticos castuzos no les falta nada...

Saludos.

Ruf. dijo...

Je, simple, je, la grasa guarrete, límpiate que hueles mal, a gorrino revenio, ja, ja.

Tus acratones, que nos salven, o mejor los del voto en blanco....

A tus ídolos, la gorda Lola y Carlos el delgado, les han pillado con el carrito del helado.

Simple, a hozar como lo que eres, un gorrino.

¿Qué sabe un azulón de ná, y menos de una Sicav?, zoquete.

Ruf.

Anónimo dijo...

Bla bla bla.

Anónimo dijo...

Paz Paniagua pregonera fiestas 2014.

Ciudadanos por la dignidad.

Ruf.

Ruf. dijo...

p.d. obviamente, firmado Ruf.

Anónimo dijo...

Bla bla bla.

Anónimo dijo...

Sencillo:
Curiosamente, los errores de los políticos que suelen tener más consecuencias negativas son los excesos verbales u otros hechos que no tienen que ver con la política como conducir borracho o sin carné. Una prueba de que mantener las formas siempre es rentable.
Delgado en esta legislatura ha basado su oposición principalmente en la agresividad verbal, con lo que es muy fácil caer en excesos que provoquen el rechazo social mayoritario, como le ha ocurrido con el tuit a Paz Paniagua. Le parecerá desproporcionado al interesado, pero ahí se demuestra su error, pues tanto la demagogia vacía como los sistemáticos ataques personales a los adversarios no son las mejores armas políticas, sobre todo cuando no existen actuaciones políticas eficaces que las compensen.

Hombre sencillo dijo...

Anónimo 14:57

Usted tiene todo el derecho a rechazar la labor de Uleg. Aunque creo que su opinión no la comparten los votantes y simpatizantes de dicha formación. Nosotros estamos muy contentos con la labor desarrollada por los concejales independientes. Son la única oposición al chapucero desgobierno impopular. Los falsos socialistas están hipotecados por su horrible pasado y por su poco amor al trabajo diario...De IU sólo diré que , desde fuera, nos da la impresión de estar aliada con el partido impopular...

Si hablamos de agresividad verbal...Le invito a que vea en directo las intervenciones del PPSOE.IU. Ya vera como lo de Uleg le parece un juego de niños.

¿ Demagogia vacía? ¿ Le parece poca demagogia la del "liberal" que no para de vivir de nuestros impuestos" ?Por favor...No nos tome el pelo.


Estos cínicos que hablan contra Uleg nos querían poner un antro de prostitución y juego a pocos kilómetros...¡ Hay que tener cara!

Ruf, no abras la boca que te huele a a** del amo.

Saludos.

Ruf. dijo...

Simple, ja, ja, te has quedado sin referentes virtuales, no tienes más opción que seguirle lamiendo a Monty el trasero.

Tus fantasías, el delgado, la gorda, votos en blanco, .........todo a la mierda.

Pobre tonto.

PAZ PREGONERA FIESTAS 2014.

CIUDADANOS POR LA DIGNIDAD.

Ruf.

Anónimo dijo...

Bla bla bla

Anónimo dijo...

Sera ciudadanos por la INdignidad...

Todos los trols se esconden bajo la boina. ¿ Por qué sera?

Ruf. dijo...

Simple, je, andas mal eh,...gorrón.

Ruf.